EL CAZADOR CAZADO.

Nov
2008
20

posted by | 3 comments

(Ver vídeo).

A punto estuvo de costarle la vida. Poseedor de una envergadura muy superior y de puntiagudas hileras de dientes, se creyó que la pieza, un pulpo de unos dos kilos de peso, era pan comido. Pero el congrio erró en esos apresurados cálculos. Salió de la guarida, en la ensenada de A Freitosa (Isla de Ons, Vigo), a por el pequeño cefalópodo. Y tras acertar en la embestida, nadó a merced de la que debía ser su presa.

Buceador__congrio_y_pulpo.jpg

Daba bandazos sin ton ni son, intentando liberarse de esos finos tentáculos que, además de aprisionarle, cegaban sus ojos. Así, desorientado y tuerto por completo, su escurridizo cuerpo danzó agónico entre aguas durante al menos quince minutos. El ejemplar de Conger Conger, de más de un metro de longitud, ya no infundía ningún miedo a quienes presenciaban la escena. Buceadores que hasta esa misma mañana, del pasado domingo, habían visto muchos congrios, pero jamás se les ocurriría acercarse más de la cuenta a uno de ellos, fuera de 10 o 30 kilos, y ni mucho menos, atreverse a acariciarlos. «Estaba apampanado, casi muerto. Cuando le estaba tocando ni siquiera reaccionaba», contó, fascinado, José Benito, del Club de Buceo Ons.

No es que este bicho, temido por marineros y apneístas -más de uno perdió un dedo por hacerle frente- aceptase de repente las carantoñas de unos humanos intrusos. A su manera, parecía como si pidiera ayuda a la desesperada. Porque por mucho que siguiera clavando su potente dentadura, el cuerpo del pulpo funcionaba como el chicle. Se comportaba como un pez vulnerable, nada que ver con los estudios que destacan su enorme capacidad de resistencia, su milagrosa recuperación ante las heridas más graves.

«Le cortó la circulación del agua desde la boca hasta las branquias, por las que ya salían los brazos. Le estaba asfixiando. En esa posición, un congrio no tiene nada que hacer con un pulpo sea del tamaño que sea», apuntó Ángel Guerra, profesor del Instituto de Investigaciones Marinas del CSIC en Vigo. «Es factible que un pulpo acabe matando a un congrio. Sí, puede ocurrir; lo excepcional de esto es la grabación de la secuencia», añadió Guerra.

Fuente: La Nueva España de hoy.

Ver aqui el vídeo:

http://www.lne.es/secciones/seccion.jsp?pRef=2008112000_50_0__Ultima-Pagina

3 comments

  1. Fery
  2. Chus

Trackback e pingback

No trackback or pingback available for this article

Leave a Reply